El caos sembrado por Trump oriente medio

1069706103

La cuestión, es que tras la visita de Trump, el mundo fue testigo primeramente, de uno de los actos de cinismo y desvergüenza más vomitivos jamás presenciados, cuando el reino de Arabia Saudí, el mayor promotor del terrorismo en el mundo, acusó precisamente a Catar, de promover el terrorismo y rompió sus relaciones con el emirato, junto con sus secuaces de la región.

Esta rotura de relaciones diplomáticas, junto con la expulsión de ciudadanos y diplomáticos cataríes y combinado con el bloqueo de comunicaciones terrestres, marítimas y aéreas, han hecho presagiar a más de uno, que podríamos estar al borde de una posible invasión militar, auspiciada por los EEUU.

Ali Ahmad,  fundador del Instituto para los Estudios del Golfo Pérsico, citando a fuentes militares anónimas cerca de la frontera con Catar, la decisión de Arabia Saudí de romper lazos económicos con Catar, evidencia la intención que tiene Riad de llevar a cabo una invasión a gran escala del país vecino.

“Solo fíjense en la frecuencia de los bombardeos sobre Yemen (…) el momento clave será cuando se reduzca el número de ataques aéreos saudíes sobre las posiciones de los yemeníes. Esto significará que Riad comienza a concentrar sus fuerzas en la frontera para llevar a cabo un ataque sorpresa contra Catar”, indicó Ali Ahmad.

Si estalla una guerra con Irán, será Estados Unidos quien luchará (…). Arabia Saudí está pagando el dinero de protección, incluso en armas que probablemente no utilizaría nunca”,  se lee en un informe publicado en el portal Middle East Monitor (MEMO).

El régimen de Al Saud ya ha prometido unos 300 mil millones de dólares en los contratos de Defensa y unos 40 mil millones de dólares en las inversiones infraestructurales en la próxima década. El monto total de inversión saudí en la economía estadounidense, no obstante, podría incrementar a un trillón de dólares hasta la fecha.

Además de esto, el analista señaló que tanto Donald Trump, como el secretario de Estado de EEUU, Rex Tillerson, —que han tenido vínculos estrechos con la familia real saudí durante los últimos 15 años—  van a financiar la invasión de Catar.

El Ministro de Asuntos Exteriores de Qatar Sheikh Mohammed bin Abdulrahman bin Jassim Al Thani dice a la BBC que no hay “ninguna prueba” que Qatar apoya a islamistas radicales. El presidente estadounidense Donald Trump acuso así a  Qatar para enfrentarle  a sus vecinos del Golfo.

Tal y como indica el analista internacional Rasoul Goudarzi en RT, unas horas antes del ataque el ministro de Exteriores saudita, Adel al Jubeir, publicó un mensaje en Twitter, en el que indicaba “que Irán debe ser castigado por su apoyo al terrorismo” en donde 13 personas han muerto este miércoles después de que varios terroristas asaltaran el Parlamento iraní y el mausoleo del ayatolá Jomeini.

El apoyo de Turquía a Qatar también tiene motivos ideológicos como en el pasado ambos que ambos han proporcionado el apoyo a la Hermandad musulmana en Egipto y han apoyado a rebeldes que luchan para derrocar al presidente sirio Bashar al-Assad.

“La presentación de Qatar como un partidario de terrorismo es una acusación seria”, dijo el líder turco. “Conozco a los líderes de Qatar bien y si esto hubiera sido el caso, habría sido el primer jefe de estado para oponerme a ellos” que por supuesto es la llegada irónica del cerca dictador, que el año pasado tomó medidas enérgicas contra más de 100,000 ciudadanos turcos que los acusan de la cooperación con “el estado de la oposición de Fethulah Gulen”, y quien se ha acusado de usar ataques terroristas de la bandera falsos para tomar medidas enérgicas contra la minoría kurda en su país.

Según Reuters, los legisladores del Partido AK de Erdogan han propuesto de debatir dos piezas de la legislación: el permiso de tropas turcas para desplegarse en Qatar y aprobación de un acuerdo entre los dos países en cooperación de entrenamiento militar, AKP y funcionarios de oposición nacionalistas dijo. Se espera que los proyectos de leyes, que se prepararon antes de que la polaina entre Qatar y sus vecinos árabes hiciera erupción, sean aprobados por el parlamento de Ankara más tarde el miércoles.

Erdogan procuró no criticar Riad, pidiendo a las naciones del miembro del Consejo de Cooperación del Golfo “resolver sus diferencias a través del diálogo”. “Los esfuerzos de aislar Qatar… no solucionarán ningún problema”, dijo Erdogan, elogiando el y “enfoque constructivo “sereno” de Doha”.  Como EE.UU con su base de CENTCOM,  un acuerdo firmado en 2014 Turquía estableció una base militar en Qatar, su primer instalación en el Oriente Medio.

El apoyo pone a Turquía en una posición complicada porque mientras siendo miembro de la OTAN tiene lazos cercanos con Catar también tiene buenas relaciones con los otros estados del Golfo, especialmente Arabia Saudita. El apoyo de Turquía a Catar también tiene razones ideológicas, ya que en el pasado ambos apoyaron a los Hermanos Musulmanes en Egipto y apoyaron a los rebeldes que luchaban por derrocar al presidente sirio Bashar al-Assad.

Según la narrativa oficial,  la razón de la última crisis del Golfo en la cual una coalición de estados conducidos por los sauditas cortó lazos diplomáticos y económicos con Qatar, consiste en porque – al “asombro atontado de todo el mundo” Qatar financiaba a terroristas, y después de la visita reciente de Trump a Arabia Saudí en la cual impulsó unas medidas enérgicas contra el apoyo financiero del terrorismo, y también después del informe de Pies que Qatar ha proporcionado directamente $1 mil millones en financiación a Irán y productos derivados de al Qaeda, Arabia Saudí finalmente había tenido bastante de su vecino “inconformista”, que en años recientes había hecho oberturas ideológicamente inaceptables tanto hacia Irán chiíta como hacia Rusia.

La verdadera razón detrás de las consecuencias diplomáticas puede ser mucho más simple, y otra vez tiene que ver con un tema largo y polémico, a saber el dominio de gas natural regional de Qatar.

Recuerden que muchos han especulado (con pruebas que vuelven hasta donde 2012) que una de las razones de la guerra del poder de Siria larga no era nada más complejo que gasoductos competidores, con Qatar ansioso de pasar su propio conducto, uniendo Europa con sus depósitos de gas natural enormes, sin embargo ya que esto pondría el monopolio de Gazprom del suministro del LNG europeo en el peligro, Rusia había sido firmemente, y violentamente, contra esta estrategia desde el principio y explica el apoyo firme de Putin del régimen de Assad y el deseo del Kremlin de prevenir el reemplazo del gobierno sirio con un régimen de la marioneta.

La riqueza de gas de Qatar le permitió desarrollar la política exterior que vino para irritar a sus vecinos. Apoyó la Hermandad musulmana en Egipto, Hamas en la Franja de Gaza y armó facciones opuestas por la EAU o Arabia Saudí en Libia y Siria. El gas también pagó una red de televisión global, Al Jazeera, que en varios tiempos ha avergonzado o ha enfadado a la mayor parte de gobiernos del oriente medio.

Como parte del juego doble, basado en Afganistán, estas agencias secretas que han establecido su red encubierta allí y están bien penetradas en los equipos terroristas como el grupo islámico (también conocido como Daesh, ISIS, ISIL), Tehreek- E-Taliban Pakistan (TTP) y sus grupos afiliados talibán están utilizando a sus terroristas para desestabilizar las regiones tibetanas de China, el iraní Sistan-Baluchistán y Balochistán de Pakistán organizando las actividades subversivas. En este sentido, el Corredor Económico China-Pakistán (CPEC) es su objetivo especial.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s